V Etapa de la Marcha de Placeat por Tierras de Trujillo 2019

Quinta y última Etapa por Tierras de Trujillo

Crónica realizada por los usuarios participantes

Tras levantarnos temprano y asearnos, tenemos que dejar las maletas preparadas para montarlas en la furgoneta al regresar del último pueblo, La Aldea del Obispo. Se percibe el cansancio en nuestros rostros mientras desayunamos, pero tenemos ganas de afrontar esta última etapa de nuestra Marcha.
Iniciamos la ruta cerca del Polígono Industrial de Trujillo, caminando por una vía de servicio. Fuimos a buen ritmo durante todo el trayecto, abasteciéndonos en cada parada con agua, zumos y/o pastelitos para poder mantenerlo, siempre acompañados de la ambulancia de la Cruz Roja.
Finalmente llegamos a Aldea del Obispo sobre las 11.00 h, donde fuimos recibidos por la Corporación Municipal, excusando a su alcaldesa, que tenía otras reuniones fuera del pueblo. En el salón de plenos pudimos entregarles nuestro “Dossier de la Marcha”, una copia de la “Convención de los Derechos de las personas con Discapacidad” y un kit de regalos fabricados artesanalmente en nuestros talleres. Ellos nos obsequiaron a cada uno de nosotros con una bonita pulsera de recuerdo, en la que se plasmaban los colores de la bandera de Extremadura y el nombre de la localidad.
Tras este acto, nos llevaron al Hogar del Pensionista, donde recuperamos fuerzas y energía gracias a una mesa llena de refrescos, dulces y aperitivos varios.
Nos despedimos de nuestros anfitriones antes de las 13.00h, ya que nos teníamos que montar en el microbús para llegar a comer a Plasencia. Ya de vuelta en el CISPLA, con gran pena y emoción, deseamos un buen descanso a todos los compañeros con los que hemos compartido estos días.Podemos decir bien alto que la marcha de este año nos ha gustado. Destacamos como punto positivo el cambio de fechas al mes de septiembre, como llevamos haciendo los últimos dos años, que ha permitido que caminemos sin mucho calor. Además, también podemos hacer visitas culturales, subrayando este año los museos de Trujillo.
Nos gusta el nuevo formato de la Marcha, sin necesidad de cargar los macutos diariamente y tener un centro base al que volvemos tras cada ruta, gracias a lo que descansamos más. Incluso el caminar más tramos por caminos en lugar de carretera se hace más llevadero, aunque a veces las cuestas se hacen duras.
Agradecemos a nuestros monitores su atención diaria y a Casimiro por organizar toda la ruta. También a los ayuntamientos y habitantes de los pueblos que hemos visitado, por lo bien que nos han recibidos. Además, no nos olvidamos de la Cruz Roja, ¡gracias por venir con nosotros cada año!
Queremos agradecer este año especialmente a Susi Polart, por su compañía estos días, así como la estupenda visita guiada por las calles de Trujillo y otras actividades que hemos hecho con ella. Desde aquí le pedimos que venga a visitarnos pronto junto a su hijo Marco.
¡Nos despedimos hasta la próxima Marcha!

Comparte esta noticia

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on print
Print
Share on email
Email
Share on whatsapp
WhatsApp

Deja un comentario

Ir al contenido